Las palabras no se las lleva el viento

palabras-que-duelenBuenos días a todos:

Lo primero, me gustaría comentaros que, por motivos personales, he estado menos volcada en este blog de lo que solía estarlo hace algún tiempo; muchos cambios en mi vida, situaciones nuevas, etc. pero trataré de mantenerlo más al día porque este rincón es también un lugar de reflexión y expresión para mí y es algo que también me encauza de alguna manera.

Dicho esto, hoy me gustaría compartir con vosotros una reflexión personal…¿sabéis ese refrán que dice “las palabras se las lleva el viento”? Bueno, si con esto nos referimos a que lo que se dice ha de ser acompañado de lo que se hace, estoy de acuerdo pero en términos generales...no, las palabras…no se las lleva el viento. No voy a hablar aquí de maltrato verbal o abuso psicológico, que ése sería otro tema, sino de cómo nos comportamos habitualmente con los demás en nuestro día a día. Lo que le decimos a alguien no siempre cae en saco roto. A veces lo que expresamos verbalmente puede hacer daño y mella en la otra persona. Si hablamos de adultos, es cierto que no somos responsables de lo que puedan sentir otros. No quiero decir que tengamos que dejar de hablar o no dar nuestra opinión sobre algún tema por miedo a hacer sentir mal a otros o a lo que esas personas puedan pensar, pero hay una diferencia grande entre eso y no tener consideración, empatía o respeto. Algunas personas confunden la sinceridad o, más bien, se escudan en ella para soltar lo primero que se les viene a la cabeza sin tener en cuenta en absoluto si está pudiendo dañar o faltar al prójimo de alguna manera y no, amigos, la sinceridad no es eso. Opino que hay muchas maneras de decir las cosas y que si lo que vas a decir no suma de alguna manera y no está dicho con respeto y desde una intención constructiva en lugar de destructiva, es mejor guardar silencio.

Me viene a la cabeza eso de “no hagas al prójimo lo que no te gustaría que te hiciesen a ti mismo”. Todos podemos equivocarnos; somos humanos, pero es importante ser conscientes de que las palabras también dejan grietas en el corazón y esto cobra especial relevancia cuando hablamos de niños o personas en edades muy jóvenes, ya que a estas edades se es muy vulnerable a los mensajes a los que estamos expuestos. Un joven puede llegar a adulto pensando que no sirve, que es inútil o no llegará a nada en la vida por ciertos mensajes que recibió cuando era niño. También soy profesora y siento que el camino es motivar, no machacar destacando lo negativo.

Nos ahorraríamos muchos problemas si tuviésemos esto en cuenta…piénsalo…¿qué nos cuesta ser amables? Siempre es positivo pararse a reflexionar sobre la actitud que tenemos este sentido y, si ves que de alguna forma hablas de forma despectiva o avasalladora al prójimo, te invito a que te hagas las siguientes preguntas….¿me gustaría que me dijesen eso a mí?; ¿por qué lo hago?; ¿con quién estoy enfadado?; ¿qué es lo que me duele?

Todos nos enfadamos con el mundo de vez en cuando, pero descargar nuestra rabia y frustración con el resto por sistema, no es una solución. La respuesta siempre está en uno mismo.

Raquel García García.

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , | Deja un comentario

Venera tu unicidad

unicoA menudo vemos nuestras diferencias como algo negativo; algo que no nos permite ser “normales” y sentirnos integrados con el resto, pero me gustaría darte una noticia: NADIE es “normal”, ¡afortunadamente!. Al fin y al cabo…¿quién estipula o define  lo que es normal y lo que no? Existe en nuestra sociedad una fuerte tendencia a creer que para poder ser “ciudadanos de bien” y vivir felices tenemos que encajar en un molde ficticio que nos ha sido impuesto según la cultura a la que pertenezcamos. Aunque lo sabemos, es importante recordar que todo esto ha sido creado por nosotros.

Te invito a no ver como un problema aquello que te hace único. Es precisamente lo que te hace diferente al resto lo que te llevará a destacar. No huyas de ello; poténcialo porque éso, es precisamente tu mayor cualidad. No te escondas, sé tú mismo/a. No intentes ser igual que los demás; eso no es una virtud. Recuerda que no todos tenemos que seguir el mismo camino, vivir de la misma manera,  ni desear las mismas cosas.

La vida sería muy aburrida si todos llegásemos a las mismas conclusiones…¿no crees?

Construye tu propio camino a tu manera.

Raquel García García

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , | Deja un comentario

Apuesta por ti

wpid-img-20150617-wa0016No importa si nadie más cree en ti, ni cuántas veces te digan que lo que persigues es inalcanzable o que no vas a ser capaz. Lo único que realmente importa es lo que tú pienses. Cree en ti mismo, porque tú eres tu mejor apuesta y la única válida. CONFÍA EN TI MISMO sin importante el resto. Coge sólo los consejos o recomendaciones que te hagan crecer y no aquellos que te hagan menguar.
APUESTA POR TI Y NO PERMITAS QUE NADIE PONGA OBSTÁCULOS A TUS SUEÑOS, NI SIQUIERA TÚ MISMO.
 
Raquel García García.
Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

La espiritualidad

rocazenMuchas veces siento que muchos mensajes espirituales se malinterpretan y que esa nueva versión es más dañina que beneficiosa. Nos empeñamos en pensar que para llegar a ser más espirituales tenemos que aniquilar a nuestro ego y lo cierto, es que es todo lo contrario. Vaya por delante que yo desde aquí, comparto mi visión de las cosas y que soy consciente de que mi punto de vista no tiene que ser compartido por el resto así que, como siempre, os invito a que toméis lo que os sirva y desechéis lo que no y a que siempre os rijáis por vuestro propio criterio que es lo que yo hago. Al fin y al cabo el camino de cada uno es eso…propio. Dicho esto y según mi experiencia, no conozco a nadie que haya llegado a conectar con su parte más espiritual peleándose con su ego o destruyéndolo porque, de hecho, no creo que hacer esto último sea posible. Se trata de todo lo contrario. Nuestro ego, nuestras emociones, nuestros deseos, nuestros roles…forman parte de nuestra humanidad y tratar de desterrarlo implica no aceptar una parte de nosotros mismos…¿por qué querrías rechazar algo que forma parte de lo que te hace humano? Somos duales por naturaleza y ser conscientes de ello es lo que nos ayuda a llegar más allá y comprender que, además, somos algo más. Somos un todo inclusivo y no excluyente y nuestra naturaleza humana es tan honorable como la más esencial. Esto no significa que piense que no sea lícito intentar cambiar aquello que no te gusta de ti, que no te hace feliz y que resulta un lastre en tu propio camino de crecimiento, sino que no siento que lo adecuado sea hacerlo desde el rechazo, la huída o el miedo…sino desde la aceptación. El camino que conozco para llegar a estar en paz con uno mismo y con el resto pasa por comprender y honrar todo aquello que eres; todo lo que forma parte de ti; todo lo demás es tratar de convertirnos en algo que no somos y, por tanto, seguir interpretando un papel.

Con amor,

Raquel García García

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Ser feliz

felicidadmariposasA diferencia de lo que muchos piensan ser feliz no es sinónimo de una vida perfecta. Muchas personas cuando ven a alguien sentirse bien en su cotidianidad piensan que es porque tiene todas las parcelas cubiertas en su vida, porque tiene aquello que ellos tanto ansían y está libre de preocupaciones, pero esto no es una realidad. Todos tenemos “cadáveres en el armario”, unos más y otros menos pero todos tenemos cosas y que alguien se muestre satisfecho tiene más que ver seguramente con su modo de percibir la vida y de gestionar esos vaivenes que con la perfección.

No vamos a negar que tener ciertas cuestiones más o menos resueltas nos aporten felicidad4tranquilidad, es decir, a todos nos deja más calmados saber que tenemos, por ejemplo, una economía saneada, una casa confortable que habitar o una buena salud.
Pero, más allá de lo básico, siempre hay algo que trabajarse o aprender y cómo tú seas capaz de tribular esas aguas es lo que determina cuántas veces sonríes al día. La perfección no existe y la sonrisa y el bienestar no están supeditados a vivir como en una teleserie americana sino que se basa más bien en comprender que la vida, es más el camino que la meta, en conocerte y en saber obtener aprendizajes. ¿Cuánto quieres esperar para estar en paz?

Con amor,

Raquel García García

Publicado en Uncategorized | Etiquetado , , , , , , , , , , , | Deja un comentario